En este paso es primordial revisar las opciones que tiene y comparar precios y los servicios que ofrecen. Si es posible, puede preguntar por un tiempo de prueba o un “muestra” del trabajo que hacen; por lo general estas empresas ya tienen categorizadas a sus asistentes virtuales y solamente necesitará darles el perfil que ha creado, y de esta manera ellos finalizan el proceso de escoger a la persona que mejor se ajuste.
En una empresa existen distintos tipos de proyectos. Aquellos que puedes delegar en otras personas con formación y aquellos que solo tú puedes y quieres gestionar. Al delegar aspectos de administración en un asistente virtual, ganas tiempo para concentrarte en tus proyectos, evitando el riesgo de la atención dispersa que se produce cuando te sientes desbordado por una amplia lista de tareas pendientes.
Si te decides por esta última opción, creo que la señal inequívoca de que deberías dar el paso a contratar a un asistente es cuando empiezas a ver que te has convertido en un cuello de botella para tu negocio, cuando las cosas empiezan a retrasarse por tu culpa y ves que estás cada vez más cerca de morir de éxito, cuando empiezas a sentirte esclavo de tu propio negocio. Este sería el punto de no retorno en el que deberías tener clara tu decisión, porque si lo traspasas y sigues abordándolo tu sola, la calidad de lo que aportas empezará a disminuir y eso afectará a la satisfacción de tus clientes, cosa que estoy seguro que nadie quiere.
Dios si las semana se siguen pasando así de rápido en un cerrar de ojos nos vamos a ver todos otras vez bajo el arbolito de navidad entregando regalos, este año se ha ido muy rápido. ¿Y la semana? Más rápidas aún tanto así que siento que trabajo, trabajo y trabajo y aunque soy extremadamente planificada y organizada siento que no avanzo, y tanto es que le digo a mi socio creo que necesito urgente una asistente pero para mi solita.
Lamentablemente la realidad era otra, la mayoría de las personas con las que me relacionaba me comentaban que desconocían el término Asistente Virtual y algunas aseguraban hasta confundirse con SIRI (La asistente inteligente de Apple) y aunque este comentario me causaba algo de gracia, no me asombraba para nada,  porque el término Virtual Assistant al ser traducido al español se lo relaciona con estas aplicaciones, sin embargo el término en inglés tiene un significado desemejante y está asociado a la industria de Asistencia Virtual.

Considera en primer lugar el ahorro de tiempo que trabajar con un asistente virtual supone y la posibilidad de invertir ese tiempo en otras actividades importantes para ti. Por ejemplo, puedes dedicar esas dos horas al día al “core” de tu negocio, lo que realmente te hace ganar dinero o a cuestiones estratégicas de tu proyecto. Pero también puedes utilizarlo para pasar más tiempo con tu familia, o para volver a practicar deporte. 

chatterpal demo

×