Los buscadores convencionales implantados en las páginas web corporativas han demostrado sus limitaciones para brindar con exactitud y rapidez la información que demanda el usuario. Al mismo tiempo, la posibilidad de interactuar de forma natural con el cliente a través de Internet para ofrecerle un servicio cercano y eficiente se ha convertido en el gran valor diferencial de las relaciones empresariales.
Pues que casualidad que yo diciendo eso, y MI INVITADA DE HONOR DE LA SEMANA además de ser una grandísima amiga a la que adoro y aprecio con todo mi corazón, y que siempre ha estado ahí a mi lado en el mundo 2.0 para asistirme con una palabra amable, dulce y cariñoso cuando le he necesitado, es además una madre fabulosa de unas bellezas de 3 niñas y como si fuera poco es una profesional formidable que ejerce una profesión que aunque prácticamente es bastante nueva ya es muy conocido y empleada por muchos altos ejecutivos y yo estoy a punto de contratarla porque realmente se que necesito una como mi gran amiga Lily Izurieta.
Por otro lado, tampoco es mala opción la de conocer a fondo tu proyecto, haber empezado por abordar tú misma todas las tareas pero con un fin de conocimiento profundo del negocio y sabiendo que a la larga, es mucho mejor que no hagas tú todas esas tareas sino que, una vez más, te centres en generar el valor que tú y solo tú puedes aportarle a tu público.
El apoyo que el asistente virtual ofrece a sus clientes es un apoyo moral y espiritual, basándose en brindarles a sus clientes una adecuada atención, donde les brinde un buen servicio y un rápido envío de su trabajo, por medio de uso de e-mail, fax o correo. Y por otro lado, brindarles a los clientes un apoyo ilimitado en todas las áreas posibles de administración, con tan solo una llamada o e-mail.
Tal vez tu equipo de trabajo ya esté completo y funciona todo bien tal y como está. Sin embargo hay ocasiones en las que necesitas un suplente o alguien que te ayude con algo cuando los demás ya están saturados de tareas. Ahí entran los asistentes virtuales, con esta ventaja puedes establecer contratos por temporadas o un tiempo específico, ideal para cuando alguien de la oficina se le presente alguna situación en la que tenga que faltar como accidentes, vacaciones, reposo postnatal, viajes de negocios, etc.
Ahora en día podemos iniciar una empresa sacándole el mayor provecho al hecho de que somos parte de una “aldea global”. Vivimos en un grandioso mundo en donde podemos ordenar desde implementos deportivos hasta una pizza de jamón, con un solo click. De igual manera, podemos encontrar servicios de asistencia de mercadeo, diseño gráfico, de negocios en general a través de la red.
Un asistente virtual puede rondar los 23€/h, pero incluso dependiendo del número de horas contratadas este coste puede reducirse hasta alrededor de 15€/h. Ambos precios ya son más rentables que otras opciones como la posibilidad de contratar un asistente en persona o a un empleado, el cual además acarreará una serie de gastos asociados como el equipo que debemos proporcionarle, el espacio y otros beneficios (por ejemplo dietas).
En el caso de las empresas nuevas, los asistentes virtuales son –o deberían ser – uno de los primeros servicios a considerar, ya que en este punto nuestra empresa no tiene la suficiente estructura (o probablemente fondos) como para contratar a alguien de tiempo completo, o simplemente no hay suficientes tareas para delegar a alguien que contratemos por 8 horas.

revisión de chatterpal
×